El colchón, sus partes

Un colchón tiene unos elementos fundamentales, que dependen de si su interior es de muelles o de espumación. Fíjate en los esquemas siguientes:

La sensación de confort, estabilidad y dispersión del calor es la resultante de la combinación de todos los elementos.

– Simplificando, cabe decir que del bloque o núcleo debemos esperar Firmeza, entendida esta no como «dureza», sino como «resistencia al hundimiento», en el sentido de «soporte».

-De los amortiguadores, Aislamiento, que no se noten los muelles en la superficie.

Lógicamente, un Colchón de espumación no necesita amortiguadores.

En las tapas acolchadas reside el Confort, la sensación de acogida superficial.

Y los laterales colaboran con la ventilación interna, y sirven para cerrar el colchón, cosiéndolos con las tapas acolchadas.

– Insistimos en el hecho de que la sensación final de firmeza + confort es la suma de todo lo anterior.

– Un buen bloque también afecta a la percepción del confort, como unos acolchados o unos amortiguadores pueden alterar la firmeza del Colchón.

– En la mayoría de los casos, los colchones son simétricos, esto es, tienen las mismas capas arriba y abajo. En algunos modelos, sin embargo, podemos encontrarnos con que la capa de arriba es diferente a la de abajo, para facilitar al durmiente dos tipos de sensaciones distintas.

Vacaciones : Descanso o estres

Las vacaciones son para descansar de rutinas
Las vacaciones son para descansar de rutinas

Vacaciones…..descanso o estrés…? El verano es una estación de placer, largas jornadas de luz y sol, el periodo vacacional por excelencia, tiempo libre para disfrute y descanso.

Estamos esperando las vacaciones con ilusión, haciendo planes y fantaseando y algunas veces cuando llegan nos desbordan, no resultan placenteras y lejos de descanso nos generan  estrés.

Desde la preparación del viaje, presupuestos, destino, estancia, actividades a realizar, personas que nos acompañaran, hacer maletas….. hasta el periodo vacacional propiamente dicho nos puede colapsar pasando a ser lo inverso que debería, nos puede generar estrés y hacer que se presente como algo angustioso.

Parece ser que el estrés no se toma vacaciones, en ese periodo que está pensado para quitarnos preocupaciones, despejarnos y proporcionarnos descanso, ese enemigo sigue atacando sin miramientos.

El calor es motivo para generarnos estrés, a eso le sumamos el estar compartiendo más horas de lo habitual con familia o amigos. Si la comunicación y convivencia no han sido fluidas, cualquier situación será suficiente para desencadenar en discusiones. Se hace necesario el diálogo así como espacio y tiempo para uno mismo.

En vacaciones el estrés también se va de vacaciones, es tiempo de disfrute
En vacaciones el estrés también se va de vacaciones, es tiempo de disfrute

Hay personas que tienen en el trabajo su única distracción y es lo que les hace olvidar pensamientos de inseguridad y otros conflictos. Sucede entonces que cuando se enfrentan a un tiempo en donde el trabajo no tiene cabida, van a golpearle de repente esos sentimientos negativos de los que escapaba haciéndole sentir frustración, tristeza, irritabilidad y hasta agresividad. Para estas personas las vacaciones se convierten en una tortura, su estrés se dispara más que trabajando.

Es necesario tener y cultivar durante el año actividades de ocio y aprovechar las vacaciones para disfrutar con ellas dedicándoles el tiempo que no es posible en periodo laboral y a la vez proporcionándonos descanso.

Las actividades de ocio son necesarias para el bienestar
Las actividades de ocio son necesarias para el bienestar

Está bien y es recomendable planificar en líneas generales las vacaciones, pero no cargar de actividades cada día de manera que nos sintamos saturados con ellas y nos genere cansancio físico y mental, insatisfacciones, pudiendo derivar en estrés. Lo recomendable es disfrutar de todo eso de una forma sosegada y relajada, sin tener la sensación de ir contra reloj, dejando lugar también a la improvisación, manteniendo la calma y haciendo uso del buen humor.

El fin de las vacaciones es principalmente el descanso pero también cultivo de relaciones familiares y amistosas. Hagamos de ellas algo grande…!!!

El Sindrome posvacacional

 

El temido síndrome posvacacional
El temido síndrome posvacacional

Septiembre es el mes por excelencia del “síndrome posvacacional”, no obstante también en el mes de Julio muchas personas disfrutan de vacaciones estivales. Cada año a final de esta etapa se produce un aumento de casos. El regreso de vacaciones está demostrado que puede provocar alteraciones tanto físicas como psíquicas: dolores musculares, sensación de apatía, irritabilidad, dificultad para concebir el sueño, cansancio, tristeza, alergias, afecciones respiratorias, oftalmológicas, ansiedad, depresión, disminución del rendimiento, palpitaciones, sudoración.

No se considera en si una enfermedad, más bien un proceso adaptativo a la vida laboral y a la rutina tras un período de largas vacaciones.

La capacidad de adaptación a nuevos horarios, obligaciones, rutinas de cada persona es un factor muy importante, no todo el mundo tiene el mismo grado de adaptación…
El síndrome posvacacional se manifiesta sobre todo en personas menores de 45 años y suele durar unos 10/15 días, aunque en muchos casos en 2/3 días se supera. En caso de que los síntomas se prolonguen en el tiempo es conveniente consultar al médico. Además del poder de adaptación de cada individuo interviene también el entorno laboral, la responsabilidad, la inexperiencia, etc.…. La forma de afrontar de cada persona supone una vuelta ilusionante o una autentico suplicio.

En sociedades donde el trabajo es considerado como algo propio del ser humano y enriquecedor, el síndrome posvacacional no existe. Tomar el trabajo como una actitud negativa, obligada y sacrificada, es la causa principal de este desarreglo, que en algunos casos llega a ser preocupante.

Es necesario llevar a la práctica una serie de pautas para poder hacerle frente o llegar a evitarlo.
– Es recomendable comenzar de forma gradual la vuelta a las rutinas, unos días antes reajustar poco a poco nuevos horarios de comidas y sueño de forma relajada.
– Comenzar las actividades de forma gradual, si puede ser volver unos días antes de acabar el periodo de vacaciones y disfrutar todavía de lo que quede de verano con salidas de ocio.
– Programar visitas con familiares y amigos e intercambiar vivencias del período vacacional.
– – El deporte ayuda también a generar estado de bienestar y apartar de nuestra mente sentimientos negativos.
– – Proponeros mantener una actitud positiva y alegre, esto ayuda enormemente.

No nos olvidemos que este síndrome posvacacional lo pueden sufrir también los niños. Tras la vuelta al colegio pueden padecer sentimientos de angustia y ansiedad por la vuelta a la rutina y la separación de sus padres. Necesitan que les prestemos una atención en este período, dedicándoles más tiempo y estimulándoles con pensamientos positivos, sin llegar a ser sobre protectores con ellos.

El “sindrome posvacacional depende de nuestra satisfacción con la vida, está en nosotros ponerle una solución”.

Mitos o realidad…¿La luna tiene influencia en nuestro sueño..???

luna-azul

Las leyendas y dichos sobre la influencia de la luna sobre nuestro sueño son muy antiguas. Existen evidencias científicas de que la luna perjudica el sueño de muchas personas. Con la luna llena las ondas delta en el electroencefalograma -un indicador del sueño profundo- se reducen un 30%, se tarde 5 minutos más en conciliar el sueño y se duerme en total 20 minutos menos.

Existen evidencias fiables de que el ritmo lunar puede modular la estructura del sueño en nuestra especie. Incluso cuando el individuo no ve la luna, ni siquiera conoce cual es la fase lunar de ese día, porque dormimos en el interior.

Los cambios producidos en el sueño durante la fase de luna llena podría explicarse por la variación de los ciclos hormonales circalunares, es decir, con unos 20 días de periodicidad. Una influencia que se atribuye a las hormonas femeninas, pero también afecta a la testosterona masculina..

La biología está llena de ritmos circadianos, nuestros ritmos circadianos nos hacen dormir y despertarnos, a partir de ahora habrá que hablar también de ritmos circalunares o de cerca de 29,5 días.

Los ciclos lunares y los comportamientos del sueño humano están conectados y la luna llena dificulta nuestro descanso y nos aleja de los brazos de Morfeo.

(Trabajos publicados por la revista “Biological Rhythm Research” y “Current Biology”)

Hoy viernes 31, se despide Julio con un fenómeno que no se repetirá hasta 2.018, tendremos una luna llena preciosa, la segunda en este mes, algo que no ocurre desde 1.999, a esto se le llama “luna azul”. El color azul por lo general no se da.
La Nasa ha comunicado que la luna de hoy será de color grisáceo. Si la climatología lo permite podremos disfrutar dos veces en este mes de una luna llena cautivadora.

Trucos para dormir mejor las noches calurosas

 

Trucos para las noches calurosas
Trucos para las noches calurosas

Se acercan noches calurosas, el verano se ha instalado entre nosotros, el 21 de Junio el día  más largo del año,  el Sol  a mediodía alcanza el punto más alto del cielo, el día también en que el Sol y la tierra están más alejados entre sí .

Las temperaturas altas,  largos días, ocio, diversión, vacaciones, relax, viene acompañando a esta estación que es una de las preferidas. sin embargo las noches calurosas también  entorpecen el descanso de muchas personas y dormir se convierte en una tarea complicada.

Os vamos a decir unos trucos y consejos para mejorar la calidad del sueño en esas noches calurosas estivales donde el termómetro se mantiene elevado.

– No olvidarse de beber suficiente líquido durante el día para llegar a la noche bien hidratado. Evita cafeína, alcohol y demás bebidas estimulantes.

– En las noches calurosas es recomendable  cenar ligero, frutas o verduras son ideales, evitar alimentos calóricos.

– No hacer ejercicio físico antes de dormir.

– Ducharse antes de ir a la cama con agua tibia, mejor que fría.  El agua fría activa el organismo, templada ayudará a relajarnos. No menos de 18º y que no dure más de 10 min.

– Ponerse pijama de algodón que permite la absorción y transpiración.

  • El calor de esas noches calurosas se verá aliviado si usamos ropa de cama preferiblemente de tejidos que sean frescos y transpiren, cómo el algodón, la piel va a respirar mejor y facilitara la aireación.

– Otro truco es  colocar la almohada en una bolsa y meterla unos minutos en el congelador, el frescor nos ayudará un tiempo, tal vez el suficiente para que nos visite morfeo.

– Meter una botella de agua fría o congelada en la cama también ayuda  a estar frescos.

– Evitar tener luces prendidas, generan calor.

– El uso de ventilador nos ayudará y además podemos colocar un recipiente con hielo frente a él y generará vapor frío.

– Mantener la habitación fresca, ventilarla por la mañana antes de las horas de temperatura alta para que el calor salga. Cerrar las ventanas antes que el calor haga su presencia y bajar persianas. Esto ayudará a tener mejor temperatura en la estancia. Al llegar la noche se ventilará de nuevo, lo ideal sería abrir más de una ventana para generar movimiento de aire.

– Poner las muñecas bajo el chorro del grifo o compresas húmedas en cuello, codos, talones, y detrás de las rodillas, nos ayudará a bajar la temperatura corporal.

 

Consejos para superar las noches calurosas
Consejos para superar las noches calurosas

– Los pies son también una parte del cuerpo muy sensible a la temperatura, meterlos en agua fría antes de irnos a la cama hará que la sangre se enfríe y refresque el cuerpo. Os aconsejamos también tenerlos al descubierto aunque el cuerpo lo cubramos con la sábana. Ayuda enormemente también ponerse unos calcetines húmedos.

Dormir de lado ya que es la posición que menos se pega a las sábanas y más se airea el cuerpo.

-En las noches calurosas dormir acompañado puede resultar molesto, el cuerpo humano desprende calor , si se duerme en compañía que sea lo más separados posible.

– Y cómo último consejo deciros que el colchón también contribuye a mantener nuestro cuerpo en temperatura idónea, los materiales de que están constituidos ayudan a que el colchón sea más o menos caluroso y airee con mayor o menor facilidad.  Si tenéis alguna duda sobre este particular recordaros que en ColchonVip siempre encontrareis asesoramiento.